«

»

Abr
17

Cannon Fodder

Titulo : Cannon Fodder
Año : 1993
Desarrolladora : Sensible Software
Plataforma : Amiga
Genero : Estrategia, Shoot ‘em up

La guerra es un asunto muy serio. Miles de seres humanos se mata entre ellos, la mayoría de veces por motivos absurdos. Ya sea por poder, materias primas, malentendidos políticos o confiticos religiosos, ninguna guerra tiene sentido.

Además, en una guerra no hay ni buenos ni malos. Es cierto que siempre el lado invasor tiene más culpa que el lado invadido, pero ninguno de los dos bandos tiene la razón total.

Advertencia, el resto del articulo contiene imágenes violentas

En los dos se cometen las mayores barbaries imaginables, en los dos se mata a gente inocente, en los dos mueren centenares de personas que nada tienen que ver con el conflicto. Y  es que la guerra saca lo peor del ser humano. Por desgracia, solemos ensalzar la guerra en libros, cómics, películas y videojuegos. En esos medios solemos crear héroes  que todo lo pueden y luchan por una causa justa. El enemigo es alguien despreciable a quien se debe odiar y destruir.

Da igual que sea un ser humano como tu, es indistinto que este metido en un conflicto que no entiende como te pasa a ti, que incluso aborrezca la situación y este allí porque no tiene otro remedio, como te puede pasar a ti. El es malo y tu el bueno, tú debes ganar y el debe morir. Por este motivo, durante muchos años, en los videojuegos el enemigo era algo externo a nosotros. Ya fueran monstruos, alienígenas o mutantes,  eran algo muy distinto a un ser humano. Y  la guerra solía comenzar porque ellos nos invadían o atacaban.

No obstante, con el tiempo, se comenzaron a reproducir conflictos que habían pasado en la realidad. Ya fueran la guerra del golfo, las guerras mundiales o la guerra de secesión norteamericana. Podíamos recrear cualquier conflicto en la comodidad de nuestros hogares, sin apreciar las consecuencias reales del conflicto.

Hombres listo para alistarse, pese a las tumbas de compañeros caidos

Hombres listo para alistarse, pese a las tumbas de compañeros caídos

No se juzgaba a nadie. Podíamos ser cualquier bando, según nuestra elección, pero siempre se nos intentaba dar una motivación y de paso quitar un poco de hierro al asunto de la guerra. Esto fue así hasta el juego que hoy analizare, Cannon Fodder. Este juego es una clara critica a la guerra, una crítica sin palabras, solo con imágenes y hechos. Y curiosamente  como muchas otras obras, no fue entendida en su tiempo y se le critico el que ensalzara la guerra, cuando realmente lo que hacía era reírse de ella .

El argumento es sencillo, estamos en medio de un conflicto y debemos liderar un grupo de soldados. Nada más, no se nos explica quienes somos ni en qué bando estamos. La falta de argumento no es dejadez ni un fallo por parte de los programadores, todo lo contrario pues nos permite hacernos varias preguntas.

¿Somos los “buenos” o  los “malos” ? ¿Los invasores o los invadidos? ¿Porque debemos cumplir esos objetivos y no otros? ¿Porque tenemos que matar a todos los enemigos o rescatar a unos rehenes?¿ Quiénes son los rehenes, civiles o vips?¿ Quiénes son los enemigos?¿Cuales son nuestras motivaciones reales?¿ Porque empezó el conflicto?

Nada de eso importa, pues como bien dice el titulo, somos “carne de cañón”. Nosotros solo somos soldados que cumplimos las ordenes de los altos cargos, sin cuestionar si está bien o mal. Y si morimos, ya seremos remplazados por otros. Y es que es muy significativo que el juego no tenga ni menú, la pantalla principal será una colina y una larga de lista de muchachos esperando alistarse. Las únicas opciones que tendremos será cargar partida y grabar.

Al inicio de cada misión, varios de esos muchachos que esperan en la fila serán llamados a batallar. Según necesitemos uno, dos, tres o cuatro soldados  para la misión, pasaran ese número de reclutas. Si fallamos la misión  nuevos reclutas serán llamados a filas.

Todos los enemigos deben morir, sin excepción

Cuando no nos quede ningún recluta, la partida acabara, pues no tendremos soldados. Cuando algún soldado muera, la colina ganara importancia, pues en ella aparecerá una tumba. Cuanto más rango tuviera ese soldado, mejor será la tumba.

Lo curioso, es que cada soldado tiene un nombre. Sin duda, los creadores del juego querían que nos encariñemos con nuestros soldados, ya que si hacemos bien las cosas, estos pasaran a la siguiente misión. Además conforme vayan matando soldados enemigos, subirán de rango, siendo más veloces y letales.

En caso de fallecer, su nombre pasara a la lista de soldados muertos en batalla y a otra cosa. Aunque eso, si quedaran retratados como héroes  por morir por la causa.

Las misiones serán de tres tipos, matar a todos los enemigos, destruir edificios o rescatar rehenes. La mayoría de veces, solo habrá que cumplir un objetivo, pero en algunas misiones tendremos dos o más. por supuesto, nunca se nos explica el porqué debemos hacer eso, solo tenemos que cumplir ordenes y punto. Aunque tenemos varios tipos de misión, al final todas se controlan igual. Con el ratón controlaremos a nuestros solados, con el botón izquierdo nos moveremos y con el derechos dispararemos hacia la dirección donde este apuntado el cursor. Así de sencillo es el control.

Por defecto, moveremos a todos los soldados a la vez y todos dispararan a la unísono. Al principio esto nos servirá, pero a la larga, caeremos como moscas si actuamos así. Somos soldados normales, no superhombres. A los dos disparos, estaremos muertos. El juego nos permite dividir los solados hasta en cuatro escuadrones. Podemos tener varias combinaciones uno de dos y otro de dos, uno de uno y uno de tres y así sucesivamente. Estos escuadrones podrán controlarse por separado, permitiendo crear de esta manera estrategias. Pulsando en su distintivo, pasaremos de un escuadrón a otro.

"Heroes" caídos en combate, merecedores de una medalla

“Heroes” caídos en combate, merecedores de una medalla

Pues aunque el juego parece de acción, como he dicho actuar a lo Rambo es muerte segura. Claro que nos podemos pasar el juego disparando a lo loco, pero sera mucho más sencillo si pensamos con la cabeza y hacemos pequeñas estrategias.

Por suerte, nuestros enemigos tampoco son súper hombres, son gente como tus soldados. De hecho, si no fuera por el uniforme, sería imposible distinguirlos. Sin duda otra puntada mas del juego, pues el enemigo es otro ser humano igual a ti, que sin duda esta ahí porque se lo han ordenado, al igual que a ti. Y como seres humanos que son, mueren con dos simples disparos y de manera muy cruel. Esto fue criticado en su tiempo, se decía que se mostraba violencia de manera gratuita. Pero señores, no hemos de olvidar que esto es una guerra y la gente muere de manera cruel en las guerras.

Como matar solamente soldados enemigos seria muy aburrido y poco realista, de vez en algunas misiones aparecerán tanques o helicópteros, además de trincheras. Para estas misiones tendremos también granadas, parte de nuestra fiel metralleta.

Vale pensaran muchos, me ha quedado claro que el juego es una clara critica a la guerra, pero es divertido o no. Pues al fin al cabo estamos hablando de un juego y esas es un función. Pues sí, el juego es terriblemente divertido y largo. El control sencillo hace que enseguida nos acostumbremos a manejarlos y la curva de dificultad está muy ajustada. Las primeras misiones servirán de tutorial, pudiendo matar enemigos a lo bruto.

Pero poco a poco, el juego se irá complicando, haciendo necesario que aprendamos a utilizar bien a nuestros soldados. La gracia está en que esto pasara sin que casi nos demos cuenta, pues cada misión es un peldaño mas en dificultad.

La guerra se extendera por todo el mundo

La guerra se extendera por todo el mundo

Además el juego es muy largo, pues ha hasta un total de 72 misiones. Misiones que irán variando de duración, pero casi todas nos permitirán hacer partidas rápidas. De hecho es el típico juego que podemos hacer varias misiones de golpe o aprovechar un momento que tengamos libre para hacer un par.

No obstante, os advierto que el juego es muy adictivo y no será extraño decir, hago una mas y lo dejo, dándonos cuenta más tarde que nos hemos pasado toda la noche  jugando. Asimismo, las misiones son muy variadas y pronto pasaremos del desierto, al ártico que  al selva.

De hecho, el único reproche que se le puede hacer al juego es su aspecto gráfico. Este es muy sencillo, no esperéis grandes virguerías gráficas. Aun así, este aspecto le viene muy bien al toque de humor negro que tiene. Y otro punto positivo, es que gracias a estos gráficos simples contó con versiones estupendas en  Atari ST , PC , 3DO , Atari Jaguar, Mega Drive o Super Nintendo, que son casi calcadas al original.

En definitiva, estamos ante un juego adictivo y muy divertido, sin duda de lo mejor que nos dio Amiga. Con esto valdrá para considerarlo un gran juego, pero si además le añadimos que tiene una segunda lectura como critica a la guerra, estamos ante de uno de esos juegos que demuestran que los videojuegos sirven para algo más que divertir.

Artículos que pueden ser de tu interés

No comment yet

No ping yet

  1. Suso dijo:

    ¿Tuviste un Amiga Sikus? Juraría haber jugado a este juego o uno muy parecido en casa de un amigo hará unos cuantos años ya.

    Me ha gustado especialmente la introducción y me ha llamado la atención el tema de las tumbas y el nombre de los soldados, sin duda todo un alarde de originalidad. Lástima que aunque me guste muchísimo, sea un negado para la estrategia 🙁

    Muy buena entrada como de costumbre 🙂

  2. Sikus dijo:

    Muchas gracias,

    No, no nunca toque un Amiga. Es una de esas espinas que tiene uno clavadas. Yo conocí este juego en PC, que es básicamente idéntico.

    Ahora para rejugarlo si que usado un emulador de Amiga. Pues mira, yo el tema de las tumbas me di cuenta al jugarlo de nuevo.

    En su día no preste gran atención a esos detalles, pero ahora con mas edad y viendo que el juego era una critica, me di cuenta de esos detallitos.

    Fue una de esas reflexiones que te salen en el momento.

    1. Suso dijo:

      En verdad de esas cosas te das cuenta con los años. Siempre va bien rejugar cosas a las que jugaste de pequeño y descubrir la de detalles que se te escaparon en su día 😀

      1. Sikus dijo:

        Pues si, por eso me encanta rejugar a clásicos. Ademas que muchos de ellos no los podíamos apreciar en su momento. Con ocho o nueve años uno no puede paladear como se merece joyitas como estas o Baldurs Gate.

        En su día me parecían juegos muy complicados, hoy en día ya no tanto.

        1. Suso dijo:

          Exacto! Además es lo que dices, hay muchos detalles que al ser más jóvenes nos perdemos, pasando por alto pequeños detalles que no descubres hasta que vuelves a jugar al cabo de los años.

          Baldur’s Gate era enorme 😀

          1. Sikus dijo:

            Pues si, a las dos cosas. Pero es lo que te comentaba con 12-13 años Baldurs Gate se me hacia muy complicado y pesado, hoy en día es difícil
            pero lo disfruto como ningún otro.

  3. molsupo dijo:

    Siempre me llamó la atención el mensaje entre desenfadado (guerra de cachondeo) y antibelicista, así como esa imagen de futbolistas del Sensible disfrazados de soldados, aunque cuando lo he jugado en megadrive me he hecho un poco de lío al controlar distintos equipos, y me frustra un montón perder a soldados que me habían acompañado en varias misiones (estoy de acuerdo en que ese “apego” que puede aparecer y luego ver su tumba en la colina es una de sus grandes virtudes)

    Y fenomenal la reflexión incluida sobre el tratamiento de la guerra en los videojuegos.

    Un saludo!

    1. Sikus dijo:

      Si, parece mentira eh? Como puede cogerle cariño uno a un monigote como ese.

      Pero el hecho de que te ponga el nombre y vayan subiendo de nivel hacen que uno les coja apego. te sabe mal incluso cuando mueren.

      El juego tiene un claro mensaje antibelicista, pero curiosamente en su época fue tachado de lo contrario.

      Lo que comentas de Sensible Soccer, es debido a que eran de los mismos creadores.

      Incluso creo recordar que en navidad regalaron mapas de cachondeo donde teníamos que batallar en un campo de futbol contra los futbolistas del Sensible Soccer.

  4. rokuso3 dijo:

    Me ha gustado mucho la entrada, estupenda reflexión. Me ha gustado mucho el detalle de las tumbas y que tengan nombre y demás, desde luego es una crítica muy interesante… parece mentira que ahora con más medios no se aprovechen más para hacer cosas así (el único que me consta es Spec ops: the line, aunque aún no he jugado) en vez de todo juegos de tiros genéricos defendiendo la patria.

    La jugabilidad parece interesante, y ciertamente me gustan los de estrategia. Aprovechando que hay tantas conversiones, seguramente lo emule para MegaDrive desde la PSP.

    Saludos

    1. Sikus dijo:

      Pues si, tienes toda la razón. Ahora tenemos mas medios para contar historias pero no los aprovechamos.

      Supongo porque lo critico no vende, es mas comercial el típico juego de tiros supermachote con americanadas varias.

      Te recomiendo el juego, quitando el apartado critico, es un juego genial. No es estrategia pura y dura, pero vicia un montón. Si en PSP te da problemas, en con DOSBox Puedes jugarlo en cualquier PC moderno sin problemas.

      Gracias,

Deja un comentario

Your email address will not be published.

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>