«

»

Feb
01

Fury Of The Furries

Título: Fury Of The Furries
Año: 1993
Desarrolladora: Kalisto Entertainment
Plataforma: Amiga, PC, Mac
Género: Plataformas, Acción, Puzzle

Si uno repasa la historia del videojuego, se puede encontrar con multitud de casos, donde un mismo título puede tener varias versiones, Por ejemplo, si en Japón, un juego tiene un nombre, es posible que en occidente sea totalmente distinto. Véase Biohazard y Resident Evil.

En otras ocasiones no cambia solo el título, se cambian gráficos, músicas e incluso argumento. Normalmente esto se hacía por problemas legales, censura o simplemente, porque el juego está basado en alguna franquicia desconocida para cierta parte del público, así que las empresas ven más rentable, cambiarlo todo y ocultar sus orígenes. Este tema es tan amplio que daría para un artículo, que sin lugar dudas, tarde o temprano se pasara por aquí.

Hoy en día, gracias a internet, es raro ver estos cambios entre versiones, pues el público se daría cuenta rápidamente del cambio, provocando algunas quejas, siendo pocas las empresas en atreverse a ofrecer diferentes versiones sin un motivo de peso. Incluso con el tiempo, se ha ido investigando y a todos conocemos casos tan famosos como el de The Revenge of Shinobi y sus múltiples versiones por infracciones de copyright.

Las pantallas de carga entre niveles son sencillamente, geniales

Creyendo que ya conocía todos los casos de cambios entre versiones, cuál fue mi sorpresa al ponerme por primera vez con Fury Of The Furries. No podía creer lo que estaba viendo, era un calco exacto de mi adorado Pac-In-Time, que tanto había jugado de niño en mi vetusto 486. Tras investigar y ver que Fury Of The Furries había sido primero, y estando seguro que Namco no haría algo tan ruin como copiar un juego de manera ilegal, me encontré con un de esos casos de diferentes versiones de un mismo juego, en este caso por motivos puramente económicos.

Namco, viendo el potencial de Fury Of The Furries, compro la licencia a Kalisto, la desarrolladora de Fury Of The Furries, e incluso les contrato para que hicieran ese juego, pero cambiando a los protagonistas por Pac-Man y la música, además de desarrollar una nueva versión para Game Boy y otra para Super Nintendo. Así es como Mac y en PC tuvimos dos versiones de un mismo juego, en el cual solo cambiaba argumento, sprite del protagonista y algunas músicas. Aclarado esto, dejando claro que este análisis es tan válido para Fury Of The Furries como para Pac-In-Time, a excepción de la versión de Super Nintendo que es diferente, pasemos a hablar del título original.

Fury Of The Furries es básicamente un juego de plataformas con algo de puzles. Algo parecido a lo que podemos encontrarnos The Lost Vikings, pues también hemos de combinar las habilidades de los cuatro Tinies, los protagonistas, para poder avanzar. Los héroes del juego son:

  • Tiny Amarillo: Tiene la habilidad de disparar bolas de fuego que sirven para destruir enemigos. Puede disparar bolas pequeñas seguidas o acumular energía para un disparo único más potente.
  • Tiny Rojo: Su habilidad consiste en comer las rocas de paredes, suelo, etc. para pasar hasta un lugar cerrado.
  • Tiny Verde: Puede columpiarse en una especie de cuerda siempre que esté sujeta a una roca, al techo, a una pared. También puede servir para arrastrar objetos tirando de ellos con la cuerda.
  • Tiny Azul: El único capaz sumergirse en el agua y lanzar burbujas de aire dentro del agua para destruir a los enemigos acuáticos.

Combinando estas cuatro habilidades, que podremos cambiar en cualquier momento si los tenemos desbloqueados, tendremos que sortear multitud de obstáculos y enemigos, hasta rescatar a nuestro rey. El argumento es así de sencillo, los cuatro Tinies regresan a su planeta de origen después de un viaje en el espacio. Al volver se enteran de que él, maligno el Wicked One, ha secuestrado el rey del pueblo Tiny y ha convertido a sus compatriotas en monstruos sin cerbero a sus órdenes. Solo los cuatro Tinies podrán parar los planes de Wicked One.

Con Pac-In-Time, podemos decir exactamente lo mismo, el funcionamiento es exactamente igual, pero en lugar de cuatro personajes, es Pac-Man quien tiene las cuatro habilidades y el argumento tampoco es mucho más complejo. Una bruja hechiza a Pac-Man y lo envía al pasado, nuestro personaje tendrá que recorrer numerosas pantallas hasta derrotar a la bruja y volver al presente.

Pac-in-Time, mismo juego, con diferente protagonista

En ambos casos, el argumento es lo de menos, porque lo realmente importante de este título es jugabilidad. Nos podrían directamente decir ves del punto A al punto B y estaríamos satisfechos. Pocos juegos de plataformas, con algún toque de puzzle, más divertido que este me he encontrado en mi vida como jugador. La unión de los cuatro poderes, junto a unos niveles realmente bien diseñados, toda una proeza contando que casi tenemos un centenar de ellos, que no aburren en ningún momento, más la particularidad que tenemos un tiempo límite por nivel, siendo lo suficientemente ajustado para no dejar nos encantemos, pero tampoco para agobiar, hace que Fury Of The Furries, sea un juego realmente adictivo. No es extraño encontrarse diciendo, “una pantalla más y lo dejo”, para encontrarnos que hemos seguido con cinco o seis más.

Y es que la gracia del título es ofrecer un desafío constante, cada nueva pantalla es un nuevo puzle a resolver. Nunca sabremos con que nos saldrá al juego, pues al contrario de The Lost Vikings, aquí no tenemos siempre a los cuatro protagonistas. En algunas pantallas si, en otras los tendremos que ir desbloqueando mientras avanzamos y en otras nos tendremos que ceñir solo a uno, siendo realmente divertido el estrujarse los sesos, intentando descubrir como superar un obstáculo que podríamos sortear fácilmente cono otro Tiny. Hay que aclarar que pocos puzles hay difíciles en este juego, con un poco de ingenio y habilidad, se resuelven rápidamente, no habiendo nada imposible.

El tiny verde nos permitirá sortear obstáculos

Además, hay que reconocer que el juego es muy vistoso y colorido. A primera vista, el hecho de que los personajes sean tan pequeños, puede crear un poco de rechazo, pero al superar esa primera fase, nos daremos cuenta que realmente el juego necesita que sea así. De un solo vistazo podremos ver todos los obstáculos, haciendo que calculemos cual es el movimiento a hacer. De ser de otra manera, se volvería o un juego muy injusto o un juego muy lento, que es lo que ocurre con la versión de Super Nintendo de Pac-In-Time. Al tener sprites más grandes, se tuvieron que cambiar escenarios, convirtiendo al juego en una plataformas más convencional, que pierde la rapidez de Fury Of The Furries. Es increíble ver como rebotan los personajes de un lado a otro de la pantalla una vez cogen velocidad, pudiendo pasar algunas fases del tirón.

Curiosamente, la versión de Game Boy de Pac-In-Time, es más respetuosa con el material original. Dentro de las posibilidades de la máquina, nos encontramos con una versión mini del juego de PC, teniendo fases casi calcadas, que conserva todo el frenetismo y rapidez del original.

Tanto sea Fury Of The Furries o Pac-In-Time, ambas versiones en PC, Mac y Amiga son idénticas, es un juego que, si bien en Amiga es recordado con cariño, en el resto de plataformas paso desapercibido, siendo una autentica lastima. A día de hoy sigue conservando esa frescura y jugabilidad, que hace que sea divertido y adictivo como el primer día. Si buscas un plataformas que ofrezca algo más que dar saltos, este es tu juego.

Imagen de previsualización de YouTube

Deja un comentario

Your email address will not be published.

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>