«

»

Jun
14

The Simpsons Arcade Game

Título: The Simpsons Arcade Game
Año: 1991
Desarrolladora: Konami
Plataforma: Arcade, PC, Commodore 64
Género: Beat ‘em up

Toda serie animación de los noventa con un mínimo de éxito, tuvo su adaptación al videojuego. Ahí tenemos Las tortugas Ninja, Capitán Planeta, James Bond Jr., Dragon Ball, Tiny Toon Adventures o Animaniacs. Por supuesto, una de las series estrellas de aquella década, Los Simpson, no podía faltar a la cita.

Puede que ahora mismo, la serie este de capa caída y muchos fans la hayan abandonado, pero en los noventa, era una de las series con más éxito entre crítica y público, convirtiéndose en la primera serie de la cadena Fox, en estar entre los 30 programas más vistos en la temporada 1992-1993 en Estados Unidos.  Solo un ejemplo, se calcula 33,6 millones de espectadores vieron el episodio Bart Gets An F, de la segunda temporada, tan solo en Estados Unidos.

Con tanto éxito detrás, en apenas dos temporadas, no es extraño que muchas compañías de videojuegos intentaran hacerse con su trozo de pastel. Los Simpson era una franquicia muy suculenta, da igual que el universo de la serie fuese difícil de adaptar, solo por el nombre, llamaría al público. Konami fue una de esas empresas que se hizo con la licencia, para desarrollar su propio videojuego.

¡Maggie ha sido secuestrada!

Después del mediocre The Simpsons: Bart vs. the Space Mutants, lanzado para Amiga, Amstrad CPC, Atari ST, Commodore 64, Game Gear, Mega Drive, PC, NES, Master System y  ZX Spectrum, por Imagineering y Arc Developments, Konami se encontraba en una difícil tesitura. El juego anterior había vendido, pero más por el renombre que por su calidad. La verdad es que su dificultad resulta exasperante. Si realizaba otro juego de plataformas, seguramente sería comparado con el anterior, así que decidió hacer lo que mejor sabía hacer Konami en aquellos tiempos, un beat ‘em up.

Si uno lo piensa fríamente, no tiene mucho sentido ver a la familia Simpson dando tortazos diestro y siniestro por la calle, pero el juego es tan divertido, que la verdad, uno pasa por alto este detalle. Al menos, Konami intento dar una explicación razonable para que nuestra familia preferida saliese a la calle a liarse a mamporros.

Por ordenes del señor Burns, Smithers junto a unos maléficos secuaces, roban un diamante muy valioso. La familia Simpson se encuentra muy cerca del lugar y mientras el Smithers y sus secuaces salen de la joyería de donde robaron el diamante, este, que tenía el diamante, choca contra Homer y el diamante cae en la boca de Maggie. Debido a ello, el Smithers, que estaba muy apurado para irse rápido del lugar, secuestra Maggie. La familia ira detrás suyo, intentando rescatar a su bebe.

Como he comentado, el argumento no tiene demasiada lógica. Montgomery Burns es lo suficientemente rico para poder costear el diamante sin necesidad de robarlo. No obstante, hemos de pensar, primero que es un videojuego y alguna excusa hay que poner, segundo que el videojuego salió entre la segunda y la tercera temporada, ni la misma serie tenía claro algunos conceptos. Por ejemplo, Smithers era afroamericano y no caucásico como lo es ahora. En aquella época, casi el único malvado de la serie era Burns, de realizar ahora el videojuego, sin duda hubieran escogido otro villano.

¡Por mi hija mato!

Al menos, sí que se intentaron respetar los caracteres de los protagonistas. Homer ataca con sus puños, Bart con el monopatín, Lisa con una comba y Marge, con un aspirador, obedeciendo sin duda, al rol típica ama de casa americana, que tanto satiriza y critica la serie. Además, estos cambios no son algo puramente estéticos, cada personaje tiene sus diferencias al atacar, Homer es más fuerte, mientras que Marge, tiene más radio de alcance por ejemplo. Algo similar a lo que había hecho anteriormente Konami con Teenage Mutant Ninja Turtles : Arcade game, aunque en este último, tenía más sentido que los protagonistas se liaran a guantazos.

De hecho, el que esté basado en Los Simpons, es a su vez el mayor logro y lastre del juego. Como beat ‘em up, no está nada mal, sin llegar al olimpo del género, es divertido, largo, variado y con un buen control, tenemos armas para coger por el camino incluso y a cuatro jugadores, pudiendo combinar ataques, es simplemente excelente, diversión durante horas y horas. No obstante, al tener que constreñirse al mundo planteado en la serie, de carácter realista, dentro de los límites que permite la sátira y la parodia, hace que el juego este limitado en algunos aspectos.

El más destacable sin duda, son los enemigos, en todo el juego, apenas veremos variedad y es que esto se reducen solo a dos. Tipos normales con traje y tipos gruesos, más fuerte y lentos, poco más veremos, salvo alguna honrosa excepción.  En este sentido, Konami ni se molestó en darle una paleta de colores diferente, como mucho, algunos llevaran alguna arma o estarán disfrazados. En Teenage Mutant Ninja Turtles : Arcade game, todos los enemigos eran iguales, algo coherente con la serie, pero los había de distintos colores, atacando cada uno con una arma diferente.

A cuatro, la diversión se multiplica

Aquí no, todos se lanzan a dar puñetazos o golpear con el arma que tienen. Es más, las pocas excepciones, rompen con el espíritu de la serie. Por muy divertidos que sean los zombis, no tienen cabida en Los Simpson, más allá de un especial de halloween. Este defecto se agrava con los jefes finales, donde directamente son inventados desde cero. Siendo cosas como un luchador de wrestling, un oso o un borracho, cosa que no tiene coherencia ninguna, de hecho ningún personaje de estos nunca ha salido en la serie. En los escenarios nos encontramos el mismo problema. Son variados y divertidos, pero no tienen coherencia  ninguna entre ellos. Pasamos de la ciudad, a los estudios Krusty, a la taberna de Moe o incluso un sueño.

No es que haya en su conjunto nada irrespetuoso con el material original. Todo lo que es posible es tratado con mimo, habiendo numerosos guiños incluso, pero esas licencias no hacen más que crear la sensación que en el fondo, uno está jugando a otro juego,  con gráficos de Los Simpson. Cosa que por otra parte, hace destacar a este beat ‘em up, pues sin duda, de haber sido otra licencia o una creada desde cero, hubiese pasado más desapercibido. Al menos, el juego es lo suficientemente bueno para aguantarse por sí solo. Es divertido y el aspecto técnico es de calidad. No es lo mejor que uno puede encontrar de Konami, pero cumple de sobras.

Curiosamente, pese al éxito que tuvo esta recreativa, no contó con versión para consolas, ni para Super Nintendo ni para Mega Drive. Novotrade International, los encargados de realizar la versión doméstica, optaron Commodore 64 y PC, una extraña decisión pues en esos momentos Commodore 64 estaba dando sus últimos coletazos de vida y PC, no era la plataforma más popular del momento, hablando de juegos. De todas formas, dejando de lado esta rara decisión empresarial, se ha de reconocer que se hizo un gran trabajo en ambas versiones. Obviando las limitaciones de cada máquina, era imposible hacer un juego exacto, la verdad es que nos encontramos con dos versiones muy fieles al original. Las fases son casi idénticas a las del arcade e incluso se conserva las fases de bonus.

Las tres versiones son bastante parecidas

Por problemas técnicos, nos encontramos menos enemigos en pantalla, escenarios menos detallados, un juego un poco más lento y tan solo la posibilidad de jugar a dobles, pero quitando eso, estamos ante el mismo juego. Lógicamente la versión Commodore 64 difiere gráficamente, pero la verdad es que se nota el esfuerzo para que se pareciera lo máximo posible al original. La de PC tiene más semejanza, pero con otra paleta y algo menos de resolución. A modo de curiosidad, comentar que más tarde Novotrade International pasaría a llamarse Appaloosa Interactive, conocidos por crear la franquicia Ecco the Dolphin.

Otra curiosidad a comentar, es que la versión japonesa de la recreativa, difiere de la occidental en algunos puntos. Por ejemplo, podemos lanzar mini bombas nucleares que limpian de enemigos la pantalla, podemos acumular hasta tres barras de vida o que los enemigos, en lugar de valer un solo punto, nos da una cantidad variable de estos, según el tipo de enemigo.

Pese a los defectos nombrados, que son más referentes sobre la fidelidad hacia el material original que al juego en sí, lo cierto es que The Simpsons Arcade Game, es un gran beat ‘em up, divertido, aunque algo difícil, y como mínimo original, aunque sea solo por basarse en el loco mundo de estos personajes de piel amarilla.  Si eres fan de la serie, es un juego imprescindible, pues seguramente estamos hablando de uno de los mejores, si no el mejor. Sin ir más lejos, ScrewAttack le dio al juego, el primer puesto como el  mejor juego basado en dibujos animados de todos los tiempos.

Artículos que pueden ser de tu interés

No comment yet

No ping yet

  1. PacoBlog64 dijo:

    Vaya, por fin leo algún dato nuevo sobre la compañía que hizo la gran conversión para C64, Novotrade. Habrá que investigarla un poco, esta conversión es muy misteriosa, hay muy poca info en la red. Lo tuve en su día (y lo conservo), 2 diskettes, una presentación calcada al arcade y un desarrollo prácticamente idéntico, quitando detalles que no pudieron meter por limitaciones obvias.

    Salu2!!!!

  2. Renner dijo:

    Pero que gran juego!!!

    Y en casa no quedaba otra que conformarse con el Bart Vs Space Mutants.

    Soberbio artículo caballeros. Digno de leerlo con pipa y monóculo.

Deja un comentario

Your email address will not be published.

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>